Visitar las Villas romanas de Tívoli

Villa Adriana

Tívoli, a tan solo 31 kilómetros de la capital italiana, tiene dos de las villas más interesantes para visitar en el país. Son, sin embargo, lugares muy diferentes entre sí. La Villa Adriana, levantada en el siglo II d.C. para el emperador Adriano, fue una de las más suntuosas del Imperio Romano, mientras que la Villa d’Este se construyó muchos siglos después, en 1550, por un hijo de Lucrecia Borgia, para ser su palacio de recreo.

Si comenzamos nuestro recorrido, en la primera, vale la pena fijarse en una maqueta que hay en la entrada y que ayuda a que entendamos las enormes dimensiones que tuvo el lugar en su época. El punto fuerte de la Villa Adriana es la arquitectura romana, en parte inspirada en diferentes lugares del mundo, ya que el emperador era un gran viajero y muy aficionado al arte. Por ejemplo, el Pecile es una copia de un edificio ateniense, y el Canopo imita un templo de Serapis que se encontraba en las cercanías de la ciudad egipcia de Alejandría. Incluso, originalmente, incluía una larga corriente de agua que quería imitar al Nilo.

Otros lugares interesantes son el estanque, rodeado de una galería subterránea, y el Teatro Marittimo. Éste se sitúa en una isla en un lago artificial y a la que solo se puede acceder por medio de un puente retráctil. También hay numerosos restos de templos y ninfeos, así como un museo.

La Villa d’Este destaca por el esplendor decadente que emana de sus jardines y su arquitectura. Era un antiguo convento benedictino que se transformó y contiene interesantes frescos manieristas. Son sus jardines lo que más llama la atención, con espectaculares fontanas y paseos arbolados. La fuente Rometta es particularmente curiosa porque reproduce los monumentos históricos romanos.

Villa d’Este

Es un lugar muy apacible donde pasear y disfrutar del verdor y el frescor del agua, lejos del ajetreo urbano.

  • Información práctica:

– Villa Adriana en Via di Villa Adriana; Villa d’Este en Piazza Trento. Se puede llegar desde Roma con metro Rebibbia, luego autobús Cotral hasta Largo Garibaldi y después bus urbano nº 4 hasta Villa Adriana o bien caminar hasta Villa d’Este.

– Horarios: Villa Adriana de 9.00 a media hora antes del anochecer. Villa d’Este de 9.00 a 18.30 de mayo a agosto; de 9.00 a 17.00 de septiembre a abril.

– Entradas: 6,50 € (reducida 3,25 €) para cada villa.

Se tarda varias horas en visitarlas, por lo que es recomendable tomárselo con calma y llevarse comida.

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Lazio



Deja tu comentario