Parque de Valentino, un parque para enamorarse

Castillo del Valentino

El Parque de Valentino, a orillas del río Po, es una visita obligada para quienes estén recorriendo Turín, ciudad al noroeste de Italia. En este Parque existen diversas atracciones que maravillarán a quienes estén paseando por allí.

El Parque de Valentino no solo se extiende a orillas del río Po, sino que también se encuentra junto a una colina, entre el puente monumental Rey Humberto I y el puente Princesa Isabella, ofreciendo una vista magnifica para enamorarse.

Su nombre, Valentino, también hace alusión, para algunos historiadores y personas, al amor y al enamorarse. Esto se debe a que algunos estudios aseguran que en dicho parque se quiso celebrar y festejar, un 14 de Febrero, actual día de enamorados,  una fiesta en la que cada dama llamaba Valentino a su caballero. Quizás sea verdad, quizás sea solo un mito, pero si se puede dar plena fe, de que el Parque de Valentino enamora por su natural belleza a todas las personas que van a verlo.

Entre las maravillas que están en el Parque podemos ver y visitar al Castillo de Valentino, el Burgo Medieval y el Palacio de Exposiciones. Ahora adentrémonos un poco en la esencia de cada uno de estos lugares para visitar.

Castillo de Valentino: Su origen se remonta a inicios del año 1500. Años más tarde, en el 1564, Emanuel Filiberto de Saboya lo adquiere, constituyendo una de las residencias de la casa real de Saboya, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1997. Actualmente es sede de la Facultad de Arquitectura del Politécnico de Turín.

En cuanto a su forma, se pueden diferenciar dos fachadas diferentes. La principal tiene la esencia de la arquitectura de los castillos franceses del siglo XVII y del barroco de las construcciones Italianas. La otra fachada es de cerámica. En cuanto a los ambientes, es notable de admirar cómo se han conservado, demostrando el esplendor con el que se convivía en aquel tiempo.

En dicho Castillo existieron muchos momentos históricos; pactos, acuerdos, batallas, entre otras, que dan un extra a la visita.

Burgo Medieval: Fue construido para la Exposición Internacional de 1984 en Turín por Alfredo de Andrade, un excelente conocedor del Medioevo piamontés y restaurador de muchos castillos y abadías en el Piamonte. El “Borgo Medievale” constituye un magnífico complejo que revive la vida del pueblo en los años 1400; hay un castillo que se encuentra rodeado de torres, hay un puente levadizo, murallas con almenas, iglesias, plazas callecitas con tiendas artesanales, etc. Un viaje al pasado, en el presente.

Palacio de las Exposiciones: Es un complejo que incluye el Teatro Nuovo y el Palacio del Ghiaccio. Este lugar ha sido sede del Salón Internacional del Automóvil y del Vehículo Industrial y Comercial hasta el 1990.

Espero puedan disfrutar de estos lugares imperdibles de visitar.

Foto Via: Arqhys

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Turin



Deja tu comentario