Vulcano, la isla de los volcanes

Vulcano

Vulcano es una isla volcánica de pequeño tamaño en el Mar Tirreno y está ubicada a unos 25 kilómetros al norte de Sicilia y las Islas Eolia. Existen tres volcanes en la isla, de los cuales sólo uno está activo. A pesar de que el Gran Cráter no ha hecho erupción desde 1890, es la atracción más importante de todo el lugar. Se puede subir hasta este pico que tiene más de 400 metros de alto y no es muy difícil ya que toma sólo una hora la caminata.

Los Romanos tenían una pequeña colonia en Vulcano, pero el miedo hacia el volcán y la destrucción causada por una de sus erupciones mantuvo alejando cualquier desarrollo. En la actualidad el Gran Cráter es un volcán dormido y la isla se ha convertido en un popular destino turístico tanto local como internacionalmente.

Vulcano es muy famosa en Italia por los baños de barro en Laghetti di Fanghi. Estas aguas que se encuentran cerca al puerto en la Vía Provinciale, son una gran cura para enfermedades de la piel y reumatismo. Estos baños son radioactivos y sólo se recomienda pasar de 10 a 15 minutos en ellos. Después de tomar un baño de barro, se recomienda ir al mar cercano en donde el agua es tibia y ofrece una agradable forma de quitar todo el barro. El aire allí huele mucho a sulfuro, así que mucha gente se siente incómoda por ello.

Baños de barro en Vulcano

Spiaggia Sabbie Nere o la Playa de Arena Negra es considerada como una de las mejores de la isla y de las otras que la rodean. Va desde el Porto di Levante hasta el Porto di Ponente y ofrece una experiencia diferente debido a su color. Esta arena se calienta mucho alrededor del mediodía por lo que se recomienda tener calzado adecuado, incluso se recomienda no caminar descalza en ella ya que puede herir bastante los pies.

También se recomienda hacer una excursión hacia el Gran Cráter que toma un poco más de tres horas de ida y vuelta. Siguiendo la avenida Piano hacia el volcán se encuentran varias señales que apuntan el camino hacia la cima. No se debería dejar la isla sin haber tenido esta experiencia por lo menos una vez. Allí no sólo se puede ver la lava solidificada de las erupciones previas, sino que también se puede ver hacia dentro del cráter. Sin embargo, no se recomienda pasar mucho tiempo en este lugar porque su aire está lleno de toxinas.

Si se está buscando un bonito bar para pasar la noche, Ritrovo Remigio es el mejor lugar para ir. Se encuentra en el Porto di Levante y tiene una terraza en donde se sirven los tragos y desde donde se puede ver el puerto.

Fotos Vía: Denis Barthel

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Sicilia



Deja tu comentario