Módena y su Galería Estense

galeria estense

Nos encontramos en Módena, la celebre ciudad ducal de la Emilia-Romaña. La visita de hoy comienza en la Piazza Sant’ Agostino, frente a la cual se levanta el majestuoso Palacio de los Museos, edificio de 1753 construido por los duques de Este, y donde se conjugan varias instituciones culturales: La Biblioteca Nacional Esténse, Museo Cívico, Museo Lapidario, Museo Arqueológico…, pero el verdadero tesoro que alberga en sus muros es la Galería Esténse.

En este museo se exhibe una importantísima colección de arte renacentista principalmente, reunida por la familia de Este a partir de 1453, cuando los duques gobernaban simultáneamente Ferrara y Módena, convirtiendo a esas ciudades en destacados polos de la cultura y las artes.

En su larga Historia, Módena y su Galería fueron victimas de sucesivos robos, expolios o malas administraciones, que mermaron la colección, pero, no obstante, no alcanzaron para opacar el brillo de la misma.

Hoy, con nuevas piezas y modernas técnicas de exhibición, la Galería Esténse ofrece al publico un selecto repertorio de obras de autores como Barnaba da Módena, Conegliano, Correggio, Dosso Dossi, Cosimo Tura, Rosalba Carriera, Salvatore Rosa¸Nicolò dell’Abate, Guercino, Jacopo Bassano, o los grandes maestros como El Greco, Velásquez, El Veronés, Rubens, Carracci y Guido Reni. Y a este singular conjunto se le suma la magistral firma de Rafael, del cual se descubierto recientemente una pintura que se tenia “olvidada» en los depósitos de la Galería.

Y es un suceso bastante común en la Historia del Arte. El valiosísimo cuadro, de 35×30 cms., se cree realizado por el gran artista entre 1528 y 1520, y se le considera un esbozo de la «Madonna della Perla», obra rafaelina que actualmente se encuentra en el Museo del Prado. Lo increíble es que se consideraba una copia, por lo que se la tenia relegada, pero un reciente estudio, motivado por el director de la Galería, despuntó en el descubrimiento de su autenticidad.

Pero si bien las pinturas son la principal característica de este museo, la estatuaria también se hace notablemente presente. Entre sus numerosos bustos de mármol y bronce, destacan los realizados por el celebre escultor papal, Bernini, quien esculpiera magistralmente para el Duque Francisco I un retrato en mármol de casi un metro de altura de su persona, y otro de su amante Constanza.

Realmente, una muy buena opción para conocer un poco más sobre el arte universal en la bonita ciudad e Módena, a tan solo 170 Km. de Milán.

Foto Vía: PaBAAC

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Módena



Deja tu comentario